miércoles, 3 de diciembre de 2014

Cualquier precio era demasiado bajo.



EN VENTA
lo siento
habéis llegado demasiado tarde
han recolectado los cerezos los manzanos la vid
ha quedado el escaramujo de frutos dulces solo en invierno

las puertas ya no se cierran desde hace mucho
las ventanas están rotas el viento sopla por todas partes
incluso se ha ido el vapor del té inglés
con el que atraíamos al viajero ha quedado
mi aliento helado la mano que lee
las flores de hielo en las ventanas las telas de araña
como un alfabeto desconocido
de derecha a izquierda de arriba abajo
como si intentara descifrarme la propia vida
alguien ha confundido las soluciones
demasiado revelador quizá demasiado poco fijador
si os concentráis si observáis con atención
el papel se oscurece en unos momentos

no os avergoncéis pujad
cualquier precio es demasiado alto

de Letitia Ilea, Sobre pérdidas y ganancias (Valparaíso Ediciones, 2014)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada