jueves, 7 de julio de 2011

le ciel qui brûle.



El cielo se quema. El cielo quema y se quema, pero es el mismo en todas partes. La piel quemada, tal vez no sea la misma. Todas las ciudades son iguales (tiendas, comida, idiomas, impulsos: todos iguales o variantes del mismo modelo), los que cambiamos somos nosotros. Amamos a las personas que hacen que nos gustemos cuando están con nosotros. Eso es lo que importa; el resto es falso, o da tanto miedo.


+

6 comentarios:

  1. Amamos a las personas que hacen que nos gustemos cuando están con nosotros.

    ResponderEliminar
  2. el resto

    es falso.

    (nunca le quito la razón a quien la tiene)

    besazo

    ResponderEliminar
  3. Da tanto miedo

    Estupendo para cualquier final de cualquier cosa

    ResponderEliminar